Home » Ayuda espiritual » Espíritu de Dios

Espíritu de Dios

Si compartes, ayudas... gracias!Share on Facebook11Share on Google+28Tweet about this on Twitter

¿Qué es el Espíritu de Dios?

Debemos reconocer la diferencia entre espíritu y Espíritu, así como al mencionar un nombre propio de uno común, los nombres propios se escriben con letra mayúscula. El Espíritu de Dios siempre debe tomarse y tratarse con respeto.

¿Te gustaría aprender más sobre la Superación Personal correcta?
Si tienes IPhone ve aquí: SUPERACION PERSONAL
Y si tienes Android ve aquí: SUPERACION PERSONAL

Existen muchos conceptos para comprender la palabra espíritu pero en sí, el espíritu es lo que da vida o anima a un ser.

El espíritu es algo que existe, es real. Es intangible e invisible, es decir, no se puede tocar ni ver.Que es el Espiritu de Dios

Sabemos que Dios existe y él es quien ha creado los cielos y la Tierra. De acuerdo a la Biblia, Dios es Espíritu y Verdad; y dice que fuimos creados a su imagen, conforme a su semejanza, y El nos dio el aliento de vida, es decir nos dio un espíritu. Este valioso conocimiento viene de la Palabra de Dios, si crees en ella, crees entonces en el único Dios verdadero que existe.

El Espiritu de Dios nos revela su Palabra.

Saber  que Dios nos ha dado un espíritu nos lleva a comprender que somos algo más que solo un cuerpo; que podemos quitar el limite o la falsa idea de que como cuerpo, estamos continuamente propensos a sufrir y a tener una vida llena de dolor y enfermedad, pobreza y mediocridad.

Somos espíritu, alma y cuerpo.

Esta afirmación Bíblica nos ayuda a entender que también somos espíritu. En Tesalonicenses 5:23 vemos: “Y el mismo Dios de paz os santifique por completo; y todo vuestro ser, espíritu, alma y cuerpo, sea guardado irreprensible para la venida de nuestro Señor Jesucristo.”

¿Qué es un ser espiritual o ser con espíritu?

Como cuerpo podemos expresar movimiento, sonido, colores y formas, sin embargo a lo que se le llama morir es dejar de expresar. El cuerpo aparentemente sin vida ya no expresa, no siente, no habla, no camina y desaparece con el tiempo. Vuelve al polvo.

Un ser espiritual o ser con espíritu, es quien muestra vida.

Tu espíritu no puede permanecer sin alimento espiritual, ya que también debe ser alimentado. Pero no de cualquier cosa; así como no debes alimentar tu cuerpo con “comida chatarra”, tampoco debes llenarte de cualquier cosa que se diga “espiritual” porque también podría ser algo “chatarra”.

Debes saber que no todo lo llamado espiritual es bueno ni te conviene.

Persona espiritualDurante años, he aprendido mucho sobre este tema, pero lo aprendido no ha valido nada comparado con lo que he vivido. Como parte de mi testimonio en este sentido, te comparto que durante años pensé que era una persona muy espiritual, y en realidad lo era pero de manera equivocada. Pensé que por hacer o decir cosas llamadas por cualquier persona “espiritual” le creía y obedecía, pero ahora veo que no existía ninguna base correcta en ello.

La realidad es que no todo lo que parece espiritual lo es de la forma que a Dios le agrada. Hay muchas mentiras en torno a este tema tan importante que desde hace años y hasta hoy, se ha convertido en un negocio muy lucrativo. Hay mucho poder en la vida espiritual, incluso poder que no deberíamos jugar con el.

Te voy a dar unos ejemplos de esto. Los llamados gurús espirituales, cobran grandes sumas de dinero a gente buena que está buscando ayuda verdadera para mejorar la calidad de vida que tienen. Todo lo relacionado con “espíritus” que pueden ayudar a la gente para lograr algo, tienen un fundamento totalmente erróneo. Existe lo espiritual enfocado a la obscuridad, en donde las tinieblas prevalecen porque no hay luz verdadera en esos lugares.

El principio de la verdad es: “Conocerás la verdad y te hará libre”, Jesucristo dijo “Yo soy el camino, la verdad y la vida”. Las cosas ocultas o misteriosas que muchos hombres han manipulado para su propio beneficio, pueden hacer más daño que beneficio. Conocer la verdad, a Jesucristo, nos hace libres.

El Espíritu de Dios se enferma?

¿Sabes que puedes estar enfermo espiritualmente hablando? Si en tu vida has tenido contacto con esoterismo, yoga, brujería, tarot o cosas semejantes, has caído en un mundo espiritual que o agrada a Dios ya que esas prácticas entenebrecen el entendimiento dado por Dios a su creación.

Si no eres una persona sana espiritualmente hablando, con todo mi corazón te recomiendo que busques la sanidad de este punto en tu vida, ya que esta es la principal causa de los problemas del ser humano.

Una persona puede tener el entendimiento entenebrecido, es decir, cegado por tinieblas y su “luz” no podrá romper circunstancias desagradables por más brujos o chamanes que visite. Por el contrario de la supuesta ayuda que podrían darle, estaría alejándose más y más de la libertad espiritual que solo Dios puede darnos. Comprender que somos espíritu, alma y cuerpo (en ese orden) no es fácil, pero te da una fuerza maravillosa cuando la empiezas a aceptar como una verdad de Dios.

La Luz verdadera es Cristo. En sus palabras Jesucristo dijo: “Otra vez Jesús les habló, diciendo: Yo soy la luz del mundo; el que me sigue, no andará en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida.” Juan 8:12

Algo sumamente importante que debes saber es que en la Biblia nos muestra una diferencia entre el espíritu y el Espíritu Santo. Regularmente se refiere al Espíritu de Dios cuando está escrito con letra mayúscula, y en minúscula al referirse al espíritu del hombre, u otro tipo de espíritus.

Acércate a Dios, al Creador, al Altísimo; de la forma en que El nos mostró, una carta preciosa, dispuesta en estos tiempos y en casi todo lugar en el mundo: Su Palabra, las Santas Escrituras, La Biblia. No necesitas meterte a un lugar espiritual para ser un verdadero ser espiritual.

Que el Espíritu de Dios toque tu vida hoy y siempre.

Por el bien y por tu bien,

Marcela Otero en busca del bien

 

 

 

 

Si compartes, ayudas... gracias!Share on Facebook11Share on Google+28Tweet about this on Twitter

One Response so far.

  1. […] líder no es aquel que está lleno de arrogancia o que se siente superior a los demás, ya que Dios abomina los ojos altivos y como consecuencia ese liderazgo puede traer malos frutos, es decir […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *